La serie es un tentador premio para los piratas informáticos que hora revelaron los números de teléfono de los protagonistas.

La cadena de televisión estadounidense HBO sufrió un hackeo masivo de sus principales series, entre ellas el último capítulo de Game of Thrones, la semana pasada. Los hackers liberaron 3,4 GB de información y difundieron los bocetos de sus guiones, contraseñas administrativas, entre otros datos.

Pero uno de los golpes duros fue la filtración de los números de teléfono de los protagonistas de la serie épica basada en la saga de George R.R. Martin. Peter Dinklage (Tyrion Lannister), Lena Headey (Cersei Lannister) y Emilia Clarke (Daenerys Targaryen) son los artistas afectados, según el sitio The Verge.

Por su parte, The New York Times señaló que los hackers amenazaron con publicar próximamente información si no se les paga “millones en bitcoins”. La liberación de información serían los correos de la vicepresidenta de programación cinematográfica, Leslie Cohen.

Los responsables, cuyo seudónimo es “Mr. Smith, señalaron que el robo de información llegaría a los 1,5 terabytes, o sea 1.500 GB, superando el hackeo sufrido por la compañía Sony el año 2014. La cadena HBO desmintió que esa sea la cantidad total de datos sustraídos.

Telam

Leave a Reply

Your email address will not be published.