En el 27 de enero 20 personas fueron detenidas en la capital gala por quemar gomas y cortar el tránsito en rechazo a la aplicación Uber. Una protesta que continúa hoy y que alteró a ocho ciudades francesas.

Además se suma la huelga aérea en reclamo de mejoras salariales que afectó a vuelos domésticos y en el resto de Europa. También los granjeros afectados por el proyecto del nuevo aeropuerto de Notredam salieron a cortas las rutas.

Fuente: Telesur

 

Leave a Reply

Your email address will not be published.